Sentencia nº 084-2011 de Tribunal Superior Administrativo de 3 de Agosto de 2011

Fecha de Resolución: 3 de Agosto de 2011
Emisor:Tribunal Superior Administrativo
 
EXTRACTO GRATUITO

la República Dominicana, a los TRES (3) días del mes de AGOSTO del año dos mil once (2011), años 168' de la Independencia y 148' de la Restauración.

LA PRIMERA SALA DEL TRIBUNAL SUPERIOR ADMINISTRATIVO, de Jurisdicción Nacional, regularmente constituida en la sala donde acostumbra celebrar sus audiencias, sito en la calle J.S.R., No. 1-A, esquina S.S., Sector Gazcue, Distrito Nacional, con la presencia de sus Jueces: S.H.M., J.P.; JUDHIT CONTRERAS ESMURDOC, J.; F.F. DE LA CRUZ, J.; asistidos de la infrascrita Secretaria, ha dictado en sus atribuciones de lo Contencioso Tributario y en audiencia pública la sentencia que sigue:

CON MOTIVO DEL RECURSO CONTENCIOSO TRIBUTARIO interpuesto por la entidad RIU HOTELS, S.A., sociedad comercial por acciones, organizada de acuerdo con las leyes de la República Dominicana, con domicilio social en la casa No. 17, calle P.B., sector G., debidamente representada por el señor F.F.F., español, mayor de edad, casado, empresario hotelero, portador de la cédula de identidad personal No. 001-1403408-5, domiciliado y residente en esta ciudad de Santo Domingo, Distrito Nacional, entidad que tiene como abogados constituidos y apoderados especiales al DR. PRÁXEDES CASTILLO PÉREZ y al LIC. A.M.C., dominicanos, mayores de edad, Abogados de los Tribunales de la República, portadores de las cédulas de identidad y electoral Nos. 001-0103980-8 y 001-0000326-8, con estudio profesional abierto en el bufete "Castillo y Castillo", sito en el edificio No. 4, Avenida Lope de Vega, sector N., lugar donde la recurrente hace formal y expresa elección de domicilio para todos los fines y consecuencias legales del presente recurso, CONTRA la Resolución de Reconsideración No. 241-10, de fecha 13 de agosto del año 2010, dictada por la Dirección General de Impuestos Internos (DGII).

VISTA Y LEIDA la Instancia Introductiva del Recurso Contencioso Tributario de fecha 13 de septiembre del año 2010, y depositada por ante la Secretaría del Tribunal Superior Administrativo en fecha 14 del mismo mes y año, suscrita por sus abogados constituidos y apoderados especiales el DR. P.C.P. y el LIC. A.M.C., de generales que constan, en representación de la entidad RIU HOTELS, S.A., cuyas conclusiones son las siguientes: "PRIMERO: Admitir en la forma el presente Recurso Contencioso Tributario por haber sido interpuesto en tiempo hábil. SEGUNDO: Declarar que es ilegal el cálculo de la base imponible de RIU HOTELS, S.A., apoyándose en parámetros abstractos e inconcretos no previstos en la ley, lo que constituye una violación a los principios constitucionales. TERCERO: Declarar que en consecuencia contra RIU HOTELS, S.A., han sido violados los artículos 51, incisos 1, 4, 5 y 6; 93, literal a); 188; 243 y 6 de la Constitución de la República en su Revisión del 26 de enero de 2010. CUARTO: Anular por tanto la Resolución de Reconsideración No. 241-10, de fecha 13 de agosto del año 2010, notificada el 17 de agosto del mismo año, que mantuvo los ajustes a las declaraciones de RIU HOTELS, S.A., Impuesto sobre la Renta y del Impuesto a las Transferencias de Bienes Industrializados y Servicios (ITBIS) del año fiscal 2007, los cuales habían sido notificados mediante Resolución de Determinación de Obligación Tributaria del 23 de marzo de 2010. ALTERNATIVAMENTE y sólo para el caso de que no sean acogidas las precedentes conclusiones: PRIMERO: Ordenar que una de las dos firmas de auditores internacionales, más prestigiosas del mundo: la Price Waterhouse Coopers y KPMG, o la que tengáis a bien designar, realice un estudio de precios de transferencia siguiendo las directrices recomendadas en las Guías sobre Precios de Transferencia para las Empresas Multinacionales y las Administraciones Fiscales aprobadas por el Consejo para la Cooperación y Desarrollo Económico (Guías de la OCDE), poniendo el costo del estudio a cargo de RIU HOTELS, S.A.. SEGUNDO: A la vista de los resultados de dicho estudio, declarar la ilegalidad de la pretensión de determinar la base imponible de RIU HOTELS, S.A., fundándose en comparaciones con situaciones disímiles de otros hoteles con características diferentes. TERCERO: Anular por tanto la Resolución de Reconsideración No. 241-10, de fecha 13 de agosto del año 2010, notificada el 17 de agosto del mismo año, que mantuvo los ajustes a las declaraciones de RIU HOTELS, S.A., Impuesto sobre la Renta y del Impuesto a las Transferencias de Bienes Industrializados y Servicios (ITBIS) del año fiscal 2007, los cuales habían sido notificados mediante Resolución de Determinación de Obligación Tributaria del 23 de marzo de 2010. En ambas conclusiones: Conceder a la recurrente un plazo de veinte (20) días a contar de la fecha para el depósito de documentos".

VISTO Y LEIDO el Auto No. 1846-2010 de fecha 16 de septiembre del año 2010, de la Magistrada Juez Presidente del Tribunal Superior Administrativo, concediéndole un plazo de veinte (20) días a la parte recurrente, a partir de la fecha de recibo, para el fin supra-indicado, dando así cumplimiento a lo establecido en el artículo 6 Párrafo I de la Ley No.13-07 de Transición hacia el Control Jurisdiccional de la Actividad Administrativa del Estado, de fecha 5 de febrero del 2007.

VISTO Y LEIDO el Auto No. 2144-2010 de fecha 28 de octubre del año 2010, de la Magistrada Juez Presidente de la Segunda Sala en Funciones de Juez Presidente del Tribunal Superior Administrativo, comunicando la instancia del expediente a la Dirección General de Impuestos Internos (DGII) y al Procurador General Administrativo, para que produzcan su Escrito de Defensa, dando así cumplimiento a lo establecido en el artículo 6 Párrafo I de la Ley No.13-07 de Transición hacia el Control Jurisdiccional de la Actividad Administrativa del Estado, de fecha 5 de febrero del 2007.

VISTO Y LEIDO el Escrito de Defensa de fecha 1ro de diciembre de 2010, y depositado en la Secretaría del Tribunal Superior Administrativo en la misma fecha, suscrito por sus abogados constituidos y apoderados especiales los Licdos. F.M.G., J.F.R. y L.C.C., en representación de la Dirección General de Impuestos Internos (DGII), cuyas conclusiones son las siguientes: "PRIMERO: Que tengáis a bien librar acta y comprobar lo siguiente: A) Que la facultad de determinación de la obligación tributaria es una facultad legal exclusiva de la Dirección General de Impuestos Internos (DGII). B) Que cuando la declaración de impuestos presentada por un contribuyente no le merezca fe, u ofrezca dudas sobre su veracidad o exactitud, la Dirección General de Impuestos Internos (DGII), puede proceder a determinar o estimar de oficio la obligación tributaria. C) Que para realizar una estimación de oficio o sobre base presunta, la Administración Tributaria puede fundamentarse no sólo en los libros y papeles del contribuyente, sino también en investigaciones, métodos, cálculos de toda clase, incluso indiciarios, siempre y cuando ejerza esa facultad discrecional dentro de los límites de la racionalidad y la verosimilitud. D) Que, en el caso de la especie, la Dirección General de Impuestos Internos (DGII), ha conducido un proceso riguroso, documentado, fundamentado y procedente, que justifica el descartar la base cierta presentada por la recurrente y estimar, como lo ha hecho, a través del método de la comparabilidad, los ingresos sobre los cuales debe ser calculado el impuesto, acción tributaria. E) Que este proceso de estimación de la obligación tributaria fue realizado en respeto a las garantías debidas al contribuyente y en estricto apego a las normas tributarias vigentes. F) Que, siendo la determinación una facultad exclusiva de la Dirección General de Impuestos Internos (DGII), no procede designar una firma de auditores ni empresa alguna para contrastar los elementos de la contabilidad de RIU HOTELS, S.A., ni extraer de ellos conclusión alguna. SEGUNDO: Comprobando lo anterior, rechazar la excepción de inconstitucionalidad planteada por la empresa RIU HOTELS, S.A., por improcedente, mal fundada y carente de base legal. TERCERO: En consecuencia, rechazar en todas sus partes el Recurso Contencioso Tributario interpuesto por la empresa RIU HOTELS, S.A., en fecha 14 de septiembre de 2010, y por tanto, confirmar en todas y cada una de sus partes la Resolución de Reconsideración No. 241-10, de fecha 13 de agosto del año 2010, dictada por la Dirección General de Impuestos Internos (DGII)".

VISTO Y LEIDO el Auto No. 2506-2010 de fecha 9 de diciembre del año 2010, de la Magistrada Juez Presidente del Tribunal Superior Administrativo, comunicándole el escrito ut-supra citado a la parte recurrente, para que en el término de quince (15) días, produzca su escrito de réplica, dando así cumplimiento a lo establecido en los artículos 160 y 161 del Código Tributario (Ley No. 11-92) de fecha 16 de mayo de 1992.

VISTO Y LEIDO el Dictamen No. 741-2010 del Procurador General Administrativo de fecha 9 de diciembre del año 2010, cuyo dispositivo es el siguiente: "PRIMERO: Que tengáis a bien librar acta y comprobar lo siguiente: A) Que la facultad de determinación de la obligación tributaria es una facultad legal exclusiva de la Dirección General de Impuestos Internos (DGII). B) Que cuando la declaración de impuestos presentada por un contribuyente no le merezca fe, u ofrezca dudas sobre su veracidad o exactitud, la Dirección General de Impuestos Internos (DGII), puede proceder a determinar o estimar de oficio la obligación tributaria. C) Que para realizar una estimación de oficio o sobre base presunta, la Administración Tributaria puede fundamentarse no sólo en los libros y papeles del contribuyente, sino también en investigaciones, métodos, cálculos de toda clase, incluso indiciarios, siempre y cuando ejerza esa facultad discrecional dentro de los límites de la racionalidad y la verosimilitud. D) Que, en el caso de la especie, la Dirección General de Impuestos Internos (DGII), ha conducido un proceso...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA