LA ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA ES IMPOPULAR JUECES: ÁNGELES O DEMONIOS

 
EXTRACTO GRATUITO

"LA ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA ES IMPOPULAR JUECES: ÁNGELES O DEMONIOS"

Franklin E. Concepción Acosta

Juez del Tribunal Superior Administrativo; maestría en Derecho Constitucional y en Derecho Tributario y Procesal Tributario, máster en Derecho de la Administración del Estado, docente de Derecho Administrativo, Tributario y Constitucional.

feconcepcion@hotmail.com

RESUMEN:

La justicia como función social debe ser eminentemente independiente, objetiva, exacta y definida; su aplicación no da lugar a sentimientos subjetivos ni a preferencias personales ni a influencias populistas, solo debe ser justa y útil a la comunidad.

PALABRAS CLAVES: Justicia, impopular, populismo, jueces, ángeles, demonios, imparcialidad, independencia, República Dominicana.

INTRODUCCIÓN

En mi condición de juez tengo la sensación de que escribo un artículo incómodo, un texto que puede producir más rechazo que aceptación. Se trata de reflexionar sobre la función de juzgar, viéndola desde el punto de vista de si los jueces son ángeles o demonios, si son ambos o si solo dependerá de la posición desde la que se mire. Hemos visto que una misma decisión judicial ha sido aplaudida con un consenso casi unánime, su señoría ha sido alabada por su valentía y solo unos pocos alzan la voz para opinar que las formas empleadas son de dudosa legalidad. Esto significaría que la justicia es impopular.

Esto me hace recordar cuando me investía de juez y en el proceso de la juramentación el entonces presidente de la Suprema Corte de Justicia nos contaba una anécdota reflexiva, haciendo la siguiente aseveración: "cuando fui designado como presidente, a pocos meses visité el Palacio de Justicia de Santiago, y al iniciar mi recorrido escuché una señora que voceaba ‘por fin hay justicia en mi país’, por lo que me alegré, era lo que perseguía como presidente; sin embargo, al continuar mi recorrido me encontré en el segundo nivel de dicho palacio un murmullo, donde una señora vociferaba ’la justicia dominicana no sirve, es corrupta’". Reflexionó con esto que la justicia no es popular, siempre habrá una parte que entiende que le fueron afectados sus derechos, una parte que pierde en todo proceso, por lo tanto deben prepararse para recibir críticas, pero, sobre todo, prepararse para que estas críticas no los conviertan en jueces populares por dar sentencias complacientes: "sean siempre imparciales e independientes, donde solo existe una parcialidad en la aplicación correcta de la Constitución y las leyes".

DESARROLLO

La personificación de un ángel significa que es un mensajero o servidor de Dios. El papa San Pío X decía que "los ángeles son las criaturas más nobles creadas por Dios"; son inmortales, tienen voluntad propia, poseen conocimientos más amplios y su poder es muy superior al de los hombres. En sentido adverso nos encontramos con la figura del demonio, que es un ser sobrenatural, descrito usualmente como malévolo. La historia universal da testimonio de estos seres; en todos los países hablan en cierto modo de ellos desde hace más de cuarenta siglos.

Si hacemos un ejercicio argumentativo y utilizamos estas figuras del cristianismo, guardando las diferencias, y las extrapolamos a la justicia en sentido globalizado, debemos preguntarnos ¿son los jueces ángeles o demonios? Dicen las doctrinas eclesiásticas que los jueces en el Antiguo Testamento eran una serie de personajes que se esforzaron por dirigir al pueblo y mantenerlo a salvo de la hostilidad y el dominio de sus vecinos. En el sentido estricto de la palabra, los jueces, más que administradores de la justicia, eran héroes que de modo ocasional guiaron a las tribus israelitas en su lucha por permanecer en los territorios...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA