La misteriosa muerte de el carnicero de los Balcanes

 
EXTRACTO GRATUITO

"La misteriosa muerte de el carnicero de los Balcanes"

Ruth Ruiz

Cuando el pasado 11 de marzo el ex-presidente de la Republica Federal de Yugoslavia, Slobodan Milosevic fue encontrado muerto en la celda que ocupaba en el tribunal de crimenes de guerra de La Haya, las especulaciones en los medios de comunicacion no se hicieron esperar.

Medios y autoridades internacionales cuestiona el funcionamiento del centro de detencion del Tribunal Penal Internacional para la antigua Yugoslavia pues no es este el primer recluso que fallece en circunstancias dudosas. El algunos circulos, como en un articulo del periodista ruso Viacheslav Titiokin publicado en el diario digital Rebelion, se habla abiertamente de un claro asesinato politico.

Milosevic, quien en febrero de 2002 se convirtio en el primer ex jefe de Estado en ser juzgado por la justicia internacional, enfrentando 66 cargos de genocidio, crimenes de guerra y de lesa humanidad, segun los medicos holandeses habria muerto por "un paro cardiaco tras consumir un tipo de medicamento que anulaba los efectos del tratamiento medico contra la hipertensión que sufria".

Este medicamento, Ripamficina, es un potente antibiotico indicado para el tratamiento de la lepra y la tuberculosis, males que a el no se le habian diagnosticado.

Tambien se supo que el reo tuvo acceso a bebidas alcoholicas y a medicinas no prescritas, lo que hace mas turbio el panorama.

Slobodan Milosevic se gano el apodo de "carnicero de los Balcanes cuando, a principios de los 90, inicio la sangrienta desintegracion de Yugoslavia. Como resultado de la guerra en Bosnia se cuentan 250 mil civiles muertos, miles de desaparecidos y al menos 12 mil violaciones.

"Slobodan Milosevic era juzgado por crímenes de guerra y contra la humanidad cometidos en Kosovo en 1999 y en Croacia entre 1991 y 1992, Y de genocidio por los crímenes de guerra ocurridos en Bosnia entre 1992 y 1995".

En febrero del presente año a Milosevic se le negó un permiso que solicitó para viajar a Rusia alegando que necesitaba recibir tratamiento médico. Las autoridades fundamentaron su negativa en que los abogados defensores del ex hombre fuerte de Serbia no pudieron demostrar que las atenciones médicas que recibiría en Rusia no las podría recibir en Holanda. Asimismo, la corte también expresó la duda de que el acusado -en caso de otorgársele el permiso- no regresara a continuar el juicio.

Sin embargo, en una carta fechada el 8 de marzo, dirigida por Slobodan Milosevic al ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, éste afirma que tal negativa "está motivada en primer lugar por el miedo de que con un cuidadoso examen médico se pueda descubrir que durante todo el proceso del juicio se han dado activos e intencionados pasos para destruir mi salud .. .". La citada carta, difundida por un abogado de Milosevic tras su muerte, deja entrever que él sospechaba que estaba siendo envenenado y que había interés en silenciario.

LOS OTROS:

Aunque la muerte de Milosevic sirvió como detonante de las críticas y sospechas, con él suman cuatro los detenidos muertos en prisión mientras eran juzgados por el TPIY. El lunes 6 de marzo, se informó del suicidio del ex jefe de los serbios de Croacia, Milan Babic, quien había testificado en contra de Slodoban Milosevic en diciembre de 2002 por los crímenes perpetrados en Kosovo, la guerra de Croacia y el genocidio de Bosnia.

Versión similar se dio igualmente en junio de 1998, sobre la muerte de Slavko Dokmanovic, otro serbiocroata. En agosto de ese año se informó de la muerte natural de Milan Kovacevic, otro serbiobosnio.

Los resultados preliminares indican que Milosevic no fue envenenado, por lo menos no hay muestra palpable de ello. Pero tal afirmación no despeja las incógnitas. Bien pudiera suceder que se tratara de una sustancia que desaparece del organismo sin dejar huellas.

Otros de quienes en su momento se sospechó que fueron envenenados lo son el fallecido presidente de la Autoridad Nacional Palestina, Yasser Arafat, así como el entonces candidato presidencial ucraniano Viktor Yutchenko, en septiembre del año pasado, quien sufrió una desfiguración del rostro causada por una sustancia desconocida. Yutchenko acusó a sus oponentes políticos de pretender eliminarlo físicamente. Ambos casos aún se encuentran en proceso de investigación.

EL VENENO: ARMA POLIÌTICA:

Cuenta la Historia que en la antigua Grecia el envenenamiento del enemigo era algo frecuente. Aunque el uso del veneno data del principio de los tiempos, fue Grecia quien popularizó el caso de Sócrates, condenado a morir envenenado por ingestión de cicuta, acusado de corromper a la juventud e inducir al culto de nuevas deidades. Tratados de criminología sitúan su empleo entre los sumerios, los egipcios y los chinos. Pero fueron los griegos quienes dieron carta de naturaleza a esa práctica y emplearon la palabra "tóxico" para definir ciertas sustancias dañinas para la salud.

lila práctica del envenenamiento como arma política -cuenta Luis Gómez en un artículo publicado en El Nuevo Diario, de Nicaragua, a propósito de la misteriosa enfermedad de Yushenko,- se generalizó durante el Imperio Romano como un método para acelerar ciertas crisis dinásticas. Se cuenta como célebres victimas a emperadores como Claudio, Domiciano y Caracalla. La clase dirigente tenía por entonces entre su servicio al praegustator, encargado de probar las comidas de sus...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA