Criticas a la nueva Ley de libertad bajo Fianza

 
EXTRACTO GRATUITO

"Criticas a la nueva Ley de libertad bajo Fianza"

Teofilo Andujar Sanchez

Recientemente el Poder Ejecutivo, acogiéndose a las dsposiciones del incio 2 del artículo 55 de la Constitución de la Republica, Promulgó la ley marcada con el No,341 que restablece el capítulo VIII, artículo 113 al 126 del Código de Procedimiento Criminal, modifica varios artículos del mismo código y deroga la Ley No. 5439, del 11 de diciembre de 1915 y sus modificaciones, sobre libertad Provisional Bajo Fianza.

La nueva pieza legislativa aprobada por las Cámaras del Congreso Nacional en aparente ausencia de criterios y la debida ponderación que requiere una legislación de tanta incidencia en el Sistema Jurídico Penal de nuestro país a todas luces, cercena y desnaturaliza el sistema Procesal Penal Nacional, afectando de manera directa los procesos criminales que a diario se verifican en los tribunales de la República.

Con esta nueva ley, si se puede llamar como tal, se lesiona la libertad de tránsito consagrada en nuestra Carta Sustantiva, se les agrava la situación a los acusados de delitos y crímenes políticos, contrariando de esa forma las modernas corrientes jurídicas internacionales.

Antecedentes:

El Procedimiento de Libertad Provisional Bajo Fianza surge en la República Dominicana oficialmente con la adopción del Código de Procedimiento Criminal, en virtud del decreto No. 2250, del 27 de junio de 1884.

El texto procesal disponía en sus articulos 113 al 126 todo lo relativo al procedimiento de Libertad bajo fianza hasta que intervino la Ley No. 543, promulgada el 11 de diciembre de 1915, la que no obstante,. once modificaciones a lo largo de 83 años, se mantenía vigente en su mayor parte.

Entre las reformas, la del 13 de Abril de 1974, No. 646, es la que introduce mayores modificaciones. Con la nueva Ley 341 se deroga la votada en el tercer lustro del presente siglo, retornando al Código de Procedimiento Criminal en todo lo relacionado con la libertad bajo fianza.

La nueva legislación:

Se plantea el legislador con las motivaciones y el texto de la nueva disposición legal intimidar con las supuestas circunstancias o situaciones de los expedientes en su tránsito hacia otros tribunales con el propósito de que jueces examinen las piezas de los mismos al momento de evaluar las condiciones factibles o necesarias para que el procesado sea beneficiado o no con la libertad provisional bajo fianza.

Nada más exagerado en razón de que el expediente sólo abondona en la otrora práctica su tribunal natural y era desplezado rumbo a la Corte de Apelacón del Departamento Judicial correspondiente, en ocasión de ser evaluado por el Procurador General de la Corte de Apelación y los jueces del tribunal de alzada. Para evitar tal rutina autoridades judiciales pusieron en ejercicio un mecanismo de uso y costumbres; copias certificadas de las piezas que integran el mismo antes del apoderamiento al juez de Instrucción, las que conforme a la ley poseen el mismo valor jurídico que el expediente original, evitando de paso la distracción de los expedientes de su habita natural.

Amén de que la instrucción del proceso criminal, que en virtud de los artículos 61 y siguientes del Código de Procedimiento Criminal lleva a cabo el Juez de Instrucción, jamás se detiene por una solicitud de libertad provisional bajo fianza, o mandamiento de Hábeas Corpus, en razón de que a los Procesos judiciales fijados para conocer de estas últimas instancias les son totalmente extraños las actas levantadas en el curso de la investigación del Juez que instruye la sumaria, exceptuando el mandamiento de prevención o prisión provisional dictado en virtud del artículo 94 del Código ya citado.

El Juez de Hábeas Corpus...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA