Fiscales en la Policía y Derechos Humanos

Fiscales en la Policía y Derechos Humanos

Cándido Simón Bolivar

En el año 1996 la Fiscalía del Distrito Nacional reclutó diecinueve juristas como ayudantes fiscales con la misión de instalarlos en oficinas que posteriormente abriría en la Dirección Nacional de Control de Drogas, en los diferentes Departamentos Investigativos del Palacio de la Policía Nacional y en los Destacamentos de la capital, a fin de que éstos asumieran el control de la investigación penal preliminar, quedando de esa manera instaurada la Policía Judicial en los términos concebidos por el Código de Procedimiento Criminal y la Ley de Organización Judicial.

Para la selección de ese personal fue designada una comilón tripartita, constituida por un Ayudante del entonces Procurador General de la República, el Procurador General ante la Corte de Apelación de Santo Domingo y quien esto escribe en la condición de Ayudante del entonces Fiscal del Distrito Nacional, Guillermo Moreno.

Sobre la base de los criterios preestablecidos por los titulares y los comisionados, durante varios días evaluamos a los veintitrés aspirantes de manera oral y escrita, de los que catorce superaron las pruebas, que tras ser clasificados y recomendados, posteriormente fueron designados por el Poder Ejecutivo para desempeñar los nuevos cargos y las funciones asignadas.

Mientras se construían las instalaciones físicas diseñadas con características propias de una oficina moderna, los recién designados ayudantes fiscales fueron sometidos a un entrenamiento riguroso mediante talleres coordinados junto a oficiales superiores de la policía sobre derechos humanos, métodos y técnicas de investigación, procedimiento penal, y múltiples reuniones conjuntas a fines de integración, para luego iniciar al proceso paulatino de instalación en las oficinas con los equipos y el personal auxiliar imprescindibles.

Criterios orientadores. Ias ideas que inspiraron la instalación de los fiscales en la Policía y en la Dirección Nacional de Control de Drogas, podemos resumirlas en una especie de decálogo que recoge los criterios orientadores insuflados en aquella ocasión por los titulares de la Fiscalía del Distrito y el Procurador General de la República.

  1. La ratón de la presencia del Fiscal en todas las fases de la investigación, es porque éste es el cordón umbilical de las fases siguientes ante la justicia.

  2. Hay un área comen entre el Ministerio Peblico y la Policía Nacional como miembros de la Policía Judicial durante...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba